miércoles, 17 de junio de 2009

Signos y síntomas cardíacos

Disnea: Es una afección que involucra una sensación de dificultad o incomodidad al respirar o la sensación de no estar recibiendo suficiente aire. Así mismo, la cardiopatía puede causar dificultad para respirar si el corazón es incapaz de bombear suficiente sangre para suministrar oxígeno al cuerpo.

Angina de pecho: angina es otro tipo de dolor de pecho relacionado con el corazón que se presenta por el suministro insuficiente de sangre y oxígeno a este órgano. El dolor de la angina puede ser similar al que se presenta en un ataque cardíaco.

Disnea paroxística nocturna: enfermo se despierta en la noche por una crisis de ahogos que lo obliga a levantarse.

Fatiga cardiaca: sensación de pezadez de las piernas y debilidad general, aparece con el esfuerzo junto con otros síntomas de insuficiencia cardiaca (cardiomegalia, ritmo de galope, signos congestivos).

Edema: es el agrandamiento de órganos, piel u otras estructuras corporales causado por la acumulación excesiva de líquidos en los tejidos. Dicha acumulación puede llevar a un aumento rápido de peso durante un período corto.

Palpitaciones: latidos perceptibles del corazón y los grandes vasos, lo cual en condiciones normales no ocurre, por lo que genera ansiedad y alarma.

Cianosis: Coloración azulada de piel y mucosas por un aumento anormal de hemoglobina (Hb) reducida en la sangre capilar (a veces es por presencia de derivados de la hemoglobina).

Síncope: Corresponde a una pérdida de conocimiento súbita, completa y transitoria, por una disminución del flujo sanguíneo cerebral que se recupera en pocos minutos.

Palidez: Es una pérdida anormal del color de la piel normal o de las membranas mucosas. La palidez puede ser el resultado de una disminución en el suministro de sangre a la piel (frío, desmayo, shock, hipoglicemia) o una reducción en el número de glóbulos rojos (anemia).

Ascitis: Es el exceso de líquido en el espacio que existe entre los tejidos que recubren el abdomen y los órganos abdominales (la cavidad peritoneal).

Claudicación intermitente: Es un problema con el flujo sanguíneo en las arterias, generalmente en las piernas. La circulación deficiente y la obstrucción de la sangre en las arterias de la pierna producen un dolor de piernas persistente, con cansancio y, en ocasiones con ardor. Se produce por el ejercicio y se alivia con el reposo. La cojera que ocurre a raíz del dolor en la pierna se denomina claudicación.

Hipo o singulto: Es un movimiento involuntario (espasmo) del diafragma, el músculo que se encuentra en la base de los pulmones. El espasmo es seguido de un cierre rápido de las cuerdas vocales, lo cual produce un sonido característico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada